how to write a philosophical essay pdf https://faithlife.com/posts/3002159 how to write an email to mark zuckerberg
how to write a discussion essay pdf http://forum.lilithgame.com/viewtopic.php?f=37&t=423698 how to write cv writing
how to write an essay in english exam https://study-education.com/essay-writing-service-domywriting/ how to write an essay in xhosa

 

PLAZA LA CONCEPCIÓN

Esta plaza recibe su nombre porque en ella se encuentra el templo más antiguo e importante de la ciudad: La Iglesia Matriz de Ntra. Sra. De la Concepción.

En torno a esta plaza giraba el núcleo original de Santa Cruz hasta el siglo XIX. La plaza tiene un pequeño parque en el centro, rodeado con una verja; en esta zona ajardinada hay una cruz de piedra, que simboliza la Cruz de la Conquista, cuya historia tiene mucho que ver con la conquista de la isla: El Adelantado Alonso Fernández de Lugo, una vez desembarcó en Santa Cruz en el año 1.494 clavó

una cruz en el suelo y erigió una ermita dedicada a la Virgen de la Consolación (que posteriormente se convirtió en la iglesia que tenemos enfrente).

La Cruz original se encuentra dentro del templo, en el altar Mayor, en una vitrina de cristal y plata casino freispiele ohne einzahlung.

La plaza es uno de los lugares más antiguos de Santa Cruz. Primitivo centro del poblado conocido primero por plaza de Santos, por haber fundado éste una capellanía en la iglesia de la Concepción y después como Calle Grande, más por su anchura que por el largo. Según «Juan Arencibia», en su obra sobre las calles y rincones de la capital tinerfeña, en su entorno se construyeron algunas casas importantes en el siglo XVIII, habitadas por gente adinerada. Entre sus residentes, el obispo García Ximénez, el marqués de la Fuente de Las Palmas, Chirino Soler, la familia Casalón y Matías Rodríguez Carta, el que fuera alcalde accidental en 1776.

En 1885 había en su entorno quince edificios, cuatro más que en la plaza de la Candelaria.

En esta plaza se desarrollaron importantes enfrentamientos entre españoles e ingleses en la madrugada del 25 de julio de 1797.